La pelea entre Flair Bartenders y Bartenders Clásicos, existe por lo menos desde que el Flair surgió como nueva tendencia en la coctelería (si no antes)  y fue ganándose poco a poco su lugar de “Arte Deporte” como los BarmanShow saben definirlo. Debo decir que no es fácil encarar este tema, porque realmente hay dos visiones, todavía muy separadas, como si los Barman Clásicos  y los Flair Bartenders, hiciéramos cosas totalmente distintas.

Nicolas Saint Jean, un Flair Bartender que rompe con todos los modelos.
Sinceramente, para mi es fácil escribirles, porque comencé a trabajar en los bares por el Flair, el cual capto totalmente mi atención hacia las barras. Y me animo a decir que el interés de muchos cantineros por el arte del bar surgió nuevamente, en parte gracias al Show que los Flair Bartender propusieron como tendencia, probablemente con gran apoyo e influencia de nuestro amigo Tom Cruise en la película “Cocktail”. Esto aunque sea en parte hay que reconocerlo y agradecerlo. Yo hoy por hoy, me dedico a la coctelería clásica, y aunque ya no hago Exibithion Flair, la destreza siempre queda, y no es solo un plus al servicio que brindamos sino, que ese Arte me ha enseñado muchas cosas que hoy aplico en mi forma de concebir la coctelería y el bartending. Constancia, entrenamiento y paciencia son algunas características que a un Flair Bartender no pueden faltarle.

Tom Cruise en la Pelicula "Cockail" de 1989 , si saberlo capto el interés por la coctelería y la atracción a la barras de la gente, dando inicio en parte a la nueva época que vivimos detrás de las barras.
Por otro lado, el término “Flair” significa “Destreza” y como no existe cantinero que no tenga aunque sea algo de “Destreza” técnicamente TODOS los bartenders hacemos FLAIR. Claro está que los Barman Clásicos quizás no hagan trenza con tres botellas, rollings y stalls, pero la forma en que toman el Jigger, la exactitud con que hacen un pour y el quiebre de muñeca a la hora de refrescar y usar la cuchara de bar , a mi modo de verlo, tiene mucho FLAIR.

"The Professor" Jerry Thomas, uno de los Cantineros más admirados por todos los barman clásicos del mundo, es considerado por los Flair Bartenders, el padre del Flair. Otra referencia a que el Flair y la Mixología, pueden ir de la mano.
Hace años, leí en revistas escritas por “Mixólogos” ( y eso si lo pongo entre paréntesis apropósito) o Cantineros Clásicos , cerrados en su propia forma de pensar, que el Flair estaba OUT. Hace tiempo que escucho a gente decir que viene en decadencia.  Y si yo soy Flair Bartender, a mi me dolería que alguien venga a decirme que el Arte al que me dedico viene en picada. Hago la aclaración, actualmente me dedico 100% al Bartending Clásico, pero como ex Flair Bartender me siento en todo mi derecho de hablar por ambas partes y el objetivo de estas palabras no es más que la conciliación y la reflexión. Quizás, los Barman Clásicos hemos cometido el error de criticar más a los Flair Bartenders de lo que ellos se merecían.

He escuchado cosas como que los Flair Bartenders, no son buenos Bartenders, o que no saben hacer tragos. Y creo que es una acusación totalmente injusta, pues al fin y al cabo todos somos cantineros y acabamos en el mismo lugar detrás del mostrador. Pero para hacer tal acusación hay que entender que el Flair se trata del Show, del momento, del servicio y el “Cocktail” como tal se disminuye a una combinación simple, pocos ingredientes fáciles de mezclar, servidos de una forma “espectacular” donde para el cliente la mezcla pasa casi a un segundo plano. El Flair Bartender entrena movimientos, rutinas y técnicas,  es comprensible que sus cocktails sean un poco más simples (de todos modos no siempre es así). Los Bartender Clásicos quizás cometemos el error de juzgarlos porque no dan importancia a lo que “nosotros” damos importancia y he ahí una de las grandes fallas y objeto de disputas (con perdón de la mala palabra).


Como Barman Clásico, cada vez que ejecuto un movimiento de “Flair” (porque claramente aun lo hago) siempre me robo una sonrisa, un aplauso o al menos unas cuantas miradas.


Es tiempo de que los Cantineros, Mixólogos, Mezcladores, amantes del vaso de composición y las exóticas técnicas de batido, herramientas lujosas, chaleco y corbata, también aprendamos un poco de los Flair Bartenders. Ellos tienen que enseñarnos, y no solo nos admiran sino que nos “respetan” (puede haber excepciones, claro está, pero es lo que yo he vivido .

Es tiempo  de dejar el ego, la envidia y la competencia (la mala). Es tiempo de hacer amigos, de compartir conocimientos, conceptos, formas de ver nuestro arte. La Empatía que el Cantinero debe tener para con su cliente, para entender que es lo mejor que se le puede servir, es fundamental entre compañeros Flair Bartenders.

Ya han pasado varios años, la coctelería avanza y los Cantineros “Clásicos” cada vez nos afianzamos más.  Las competencias mundiales, piden un poco de “Flair”, y no está mal incorporar poco a poco movimientos de Flair, así como me parece positivo ver a Flair Bartenders preocuparse cada vez más en la calidad de sus cocktails.


Gente es tiempo, de unión, y amistad. Es tiempo de compartir nuestros conocimientos y valorar aquello en que se destacan nuestros colegas, en este plano es que nuestro hermoso arte de mezclar y servir continuará creciendo y se hará cada vez más fuerte.

Publicar un comentario

Creador Por: ARTE BAR ESCUELA DE COCTELERÍA & AFINES. Con la tecnología de Blogger.